carosio
pub_tiempo_col2

Editorial: Los artistas populares y nacionales

El progresismo, denominación otorgada a ciertos movimientos políticos del mundo a los que cuesta hallarles identidades ideológicas o basamento comunes, salvo sus casi inevitables fracasos a la hora de generar precisamente lo que dicen es su leiv motiv: hacer progresar a sus defendidos.- Son un rara avis que en nombre del progresismo jamás progresan.
No han sido la excepción en la Argentina por supuesto. Fiel al estigma que nos hace destacados en el planeta, como buenos argentinos los progres nuestros en general han llevado sus fracasos y falsos relatos a lo mas alto del con-texto universal..
Pero si bien, tal como decimos no resulta sencillo hallar el pensamiento político de estos grupos, que suelen hablar de la distribución de la riqueza y la única riqueza que al poco tiempo dejan entrever es la que alcanzan ellos mismos y la única distribución es la que hacen entre sus militantes y amigos; que suelen repetir la defensa de los pobres y mas necesitados y el cariño que sienten por ellos se trasunta en que al cabo de sus experiencas casi inevitablemente los pobres y marginales han crecido notablemente; y gritan por los Derechos Humanos y nunca como con ellos las sociedades se sienten desprotegidas y sus habitantes mas expuestos a todo tipo de males, llámense la inseguridad, el narcotráfico, la delincuencia en general y hasta el atropello del propio estado.-
Pero el progresismo si sabe ganar batallas culturales. Han sabido instalar el antónimo de ellos (según opinan) que no es otro que el facismo, la dictadura, el poder concentrado y el liberalismo.
Cualquiera de estos términos le resulta a la mayoría de los humanos -sobre todo en la Argentina- casi indecoroso comparado con los que usan para identificarse los movimientos que también suelen considerarse de izquierda.
Tanto han ganado esa batalla cultural que basta con hacer un rápido contraste entre el matrimonio que gobernara los 12 años anteriores de este país y el actual presidente: Macri, el presidente es un empresario de fortuna que responde a las características de los millonarios y actúa en consecuencia. (nuestro intento es el de sintetizar un pensamiento mas o menos progresista).- Por el contrario, el matrimonio Kirchner han sido en el gobierno, dos dirigentes esforzados y comprometidos con las causas nacionales y populares, de los mas necesitados. Con los pobres en general.
Vaya una pregunta:¿Alguien sabe cuanto mas dinero y capitales tiene la familia Kirchner según sus propias declaraciones juradas que el actual presidente Macri?. Con el agregado que en este último caso, es conocido que parte de los setenta millones (aproximadamente) declarados por el presidente provienen de haber integrado desde muy jo-ven el staff empresarial de su padre, uno de los industriales mas hábiles y de mayor fortuna del país que – Ohhh sorpresa – estuvo siempre alineado con el gobierno anterior y fue un duro opositor de su propio hijo en su carrera política.
Hemos dicho mas arriba nacional y popular. Tan afamada se ha hecho la cita que se sintetizó en la mas utilizada Nac & pop.- Y en ese tren no solo se subieron dirigentes políticos que por unos años utilizaron la estructura y el caudal del peronismo criollo hasta casi devorárselo («los símbolos, las imágenes, la marchita y todo eso se lo pueden meter en el ….») dijo en su momento el dirigente mas encumbrado del gobierno anterior detrás de los presidentes y que a punto estuvo de ser gobernador de la provincia en octubre pasado de no ser que los bonaerenses mostraron tener dificultades y necesidades, pero no comen vidrio. Pero al margen de esa «afanosa» dirigencia, se enquistan todo tipo de personajes. Jueces, filósofos, pensadores (que piensan en ellos mismos), empresarios y……..los artistas.
Como decía el querido y no tan recordado Osvaldo Pacheco, siempre los artistas. Si fallido resulta el intento de encontrar las raíces nacionales y sobre todo populares de todos los personajes que integran los espacios citados, mucho, pero mucho mas difícil es encontrarles la veta popular a la inmensa mayoría de estos personajes. Cantores de todo estilo, conjuntos, bandas y otras expresiones artisticas en casos hasta de baja estofa, que gozan del seguimiento y el apoyo casi masivo del gran público y que a favor de sus famas terminan siendo los juglares de estos movimientos de los que hablamos mas arriba, terminan siendo unos inescrupulosos chantas, carentes de toda dosis de respeto a lo que se proclaman ser y a quienes los sostienen en esos pedestales.Observar a los cantores populares como se manejan al momento de negociar sus presentaciones, sus organizaciones en algunos casos extorsivas, llenos de des-precio para con los demás y propias de divos convencidos de ser los dueños del universo; ni hablar de lo que cobran por sus presentaciones, pero ademas: LO QUE HAY QUE SOPORTARLES CUANDO LLEGA EL DÍA DE TENERLOS EN NUESTROS LUGARES adonde vienen a traer su arte popular y a conectarse «con nuestra gente» como repiten.
A la hora de hacer nombres, resultaría mas fácil citar a las pocas excepciones que escapan a estas reglas. Pero pon-dremos algunos ejemplos: El grupo Los Nocheros, sino el mas popular de todos en la Argentina uno de los dos mas convocantes. Contratarlos para un festival, luego de varios meses de perseguirlos, rogarles y aguantar hasta que un representante se digna atender al humilde vecino que de manera voluntaria y como integrante de alguna comisión hace miles de kilómetros, gasta días de su trabajo y de su bolsillo para organizar esa fiesta y ahí empieza el drama final: Con mucha suerte, después de cumplir con todos los petitorios del señor representante es posible que éste entre-gue una respuesta mas o menos así: «Bueno;está bien.Para que veas que te estimo te lo doy (al fulano artista). Lo vas a tener. Andá tranquilo» y te palmea la espalda como signo del favor que te está haciendo.
¡¡¡¡ Contratar a una de estas figuras nacionales y populares, pagarles una verdadera fortuna y todavía hacerle un monumento al señor representante porque nos hace el favor de darnoslo !!!.
Y luego llega el día esperado. Hablábamos de Los Nocheros. Hemos constatado fehacientemente sus exigencias: alojamiento de tantas estrellas con sábanas rosas, combinadas con los cortinados de la habitación para uno; lo mismo para otro, pero todo en tono verde; una tercera habitación toda en blanco, pero en este caso la climatización debe ser de determinada manera.- El agua mineral en todos los casos debe ser únicamente de tal marca. El champagne debe ser de tal otra y la miel de tal sabor y los frutos rojos en tal cantidad y etc. etc. etc.- Y después las condiciones para actuar: que en tantos metros a la redonda no haya ninguna persona, que el público no grabe sus temas, que no les tomen fotos y hasta durante su show la organización debe cederle todo a su seguridad y sus operadores.
SE CONVIERTEN EN LOS DUEÑOS DE TU ESPECTÁCULO EN TU CASA.
Que quede claro: citamos a Los Nocheros, pero toda esta referencia no es exclusiva de ellos: sume a Luciano Pereyra, a Los Tekis (con alguna pretensión algo menor) y en lo mas alto ubique a los Pimpinela que acaban de estar en Ranchos.- Las exigencias de estos hermanos los hacen merecedores de ponerlos en el mismo transporte que los trajo y mandarlos de vuelta a sus casas y luego declararlos personas no gratas para que no pisen nunca mas estos lugares.
Al margen de las condiciones mas o menos aceptables del número mas caro del festival: en la noche de su actuación un vehículo debía estar en sus alojamientos para traer cada media hora (exacta) una persona del staff de ellos. Montarles dos camarines exclusivos con paredes de mampostería; alfombras rojas en los mismos, champagne de una única marca; Whisky de una única marca, etc. etc.- « Cuando lleguemos al escenario no debe haber una sola persona. Pero me entiende: NI UNA SOLA. Ni siquiera el presidente de la comisión. Zona liberada para nosotros – les señaló el señor representante -; Ahhhhh y olvídense de pensar en una foto. Pimpinela no se saca una sola foto ni siquiera con la comisión».-Esto que afirmamos es solo una parte de las condiciones y el trato NACIONAL Y POPULAR de nuestros artistas cuando salen a encontrarse «con nuestra querida gente» (como repiten sin vergüenza).-
Por cierto que todo esto solo es posible por la permisidad de quienes los contratan – con la mejor buena intención seguramente – pero a los que habrá que poner un límite desde la dignidad de nuestros pueblos. Dicho por quienes no somos progres – como se dicen estos artistas – pero tenemos otra escala de valores y otro respeto por la gente en general.
Y aquí llega la conclusión, por si alguien no lo entendió. Tanto los dirigentes políticos y sociales, autodenominados progresistas, como los artistas que los bancan, acompañan y les cantan (¿Se acuerdan de Fito Paez diciendo que le daba asquito la ciudad de Buenos Aires por como votaban sus habitantes ?) terminan por mostrar un único denominador común: son sectarios, autoritarios, mas que cobrar fortunas, se enriquecen descaradamente; no aprendieron ni la r de respeto y lo peor de todo: en nombre de la gente, de sus derechos y siendo tan populares como dicen lo único que no les importa un pito es precisamente la gente.

(Editorial de TIEMPO de Ranchos del sábado 23-01-2016)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

pub_tiempo_col2